Qué es un GPN y en qué se diferencia de un VPN: la herramienta ideal para los ‘gamers’ que huyen de los problemas de latencia

Qué es un GPN y en qué se diferencia de un VPN: la herramienta ideal para los 'gamers' que huyen de los problemas de latencia

‘VPN’ y ‘GPN’ son dos conceptos y palabras similares: en ambos casos estamos hablando de determinados servicios de conexión de red. Pero su uso y funcionalidades difieren, por lo que resulta conveniente saber diferenciarlos entre sí (y a ambos de los proxies web).

Sin duda, las VPN (Virtual Private Network) son mucho más conocidas, y probablemente hayas recurrido a una en algún momento: se tratan de servidores que nos permiten enrutar todo nuestro tráfico online y tunelizarlo (cifrándolo e impidiendo su intercepción).

Aunque su utilidad más obvia consiste en usarlo para evitar la vigilancia de nuestras comunicaciones — ya sea por ciberdelincuentes o por las autoridades— muchos usuarios recurren también a las VPN para saltarse las limitaciones geográficas de muchos servicios online, pues permiten aparentar que no conectamos desde el país donde reside el servidor en cuestión.

Cuando el enemigo es la latencia

Sin embargo, la misión de las GPN es muy distinta; su nombre (Gamers Private Network) ya da pistas sobre la misma: conectándonos a una no estaremos anonimizando ni cifrando nuestra conexión, sino priorizando la velocidad entre nuestro router y el servidor del videojuego online al que estemos accediendo en ese momento.

De hecho, algunos servicios GPN incluso detectan automáticamente a qué videojuego estamos jugando y proceden a enrutarlo automáticamente (y a priorizarlo sobre otras aplicaciones que se estén ejecutando en ese momento).

¿Y cuál es el sentido de eso? Muy sencillo: reducir la latencia de la conexión, así como el ping, lo que evitará la pérdida de paquetes… y repercutirá en pro de la experiencia de juego; y puede resultar clave durante la partida, a la hora de mejorar la velocidad de reacción de nuestro ‘avatar’.

Esta, la aceleración de la conexión, es la meta principal del uso de una GPN. Aunque, como en el caso del VPN, existe otra función extra que ambos comparten: conectándonos desde una GPN, resulta posible acceder a juegos o DLCs que aún no están disponibles en nuestro país (o peor, que no está previsto que lo estén nunca).

Pese a esta separación entre VPNs y GPNs, es relativamente habitual que los proveedores de herramientas VPN ofrezcan igualmente servicios GPN, muchas veces integrándolos en la misma app. Por otro lado, entre los servicios exclusivamente dirigidos a los jugadores, destacan aplicaciones como KillPing (1,6 dólares mensuales) o WTFast (9,99 dólares)

{«videoId»:»x7zon8h»,»autoplay»:true,»title»:»Cómo mejorar la SEGURIDAD EN INTERNET: VPN, DNS y páginas con HTTPS»}

(function() { window._JS_MODULES = window._JS_MODULES || {}; var headElement = document.getElementsByTagName(‘head’)[0]; if (_JS_MODULES.instagram) { var instagramScript = document.createElement(‘script’); instagramScript.src = ‘https://platform.instagram.com/en_US/embeds.js’; instagramScript.async = true; instagramScript.defer = true; headElement.appendChild(instagramScript); } })();


La noticia Qué es un GPN y en qué se diferencia de un VPN: la herramienta ideal para los ‘gamers’ que huyen de los problemas de latencia fue publicada originalmente en Genbeta por Marcos Merino .

Fuente

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: